La voz de los sobrevivientes de la UP

Enviado por prensa el Mié, 10/19/2016 - 13:37

Marcha PazDesde hoy y hasta el próximo sábado se realizará en Bogotá el XI Encuentro Conmemorativo del Día Nacional por la Dignidad de las Víctimas de la UP. La jornada comienza con una marcha hacia la Plaza de Bolívar para respaldar el Acuerdo de La Habana. 

Quienes lo conocieron y tuvieron la oportunidad de trabajar con él, describen a Jaime Pardo Leal, ante todo, como un defensor de la justicia, un hombre carismático, comprometido con la honestidad y la transparencia. Quizá por eso, cuando lanzó su candidatura a la Presidencia por la Unión Patriótica (UP) en 1986, logró una cifra récord en el país para un dirigente de izquierda: 328.752 votos. Una prometedora carrera política que se vio frustrada el domingo 11 de octubre de 1987, cuando sicarios acabaron con su vida mientras se movilizaba por una vía de La Mesa (Cundinamarca).

La fecha marcó un hito en la historia del partido político, surgido en 1985 con los acuerdos de paz entre el gobierno de Belisario Betancur y las Farc. Fue el primer candidato presidencial asesinado y su crimen un eslabón más de ese plan sistemático de exterminio de la UP: 7 congresistas, 13 diputados, 11 alcaldes, 69 concejales y cerca de 3.000 dirigentes de base fueron asesinados en esas épocas aciagas.

Con el paso de los años surgió entre los sobrevivientes la necesidad de rendir homenaje y reivindicar la memoria y el legado de quienes murieron en defensa de sus ideales. Fue con esa bandera que se eligió el 11 de octubre como el Día Nacional por la Dignidad de las Víctimas del Genocidio contra la UP, fecha que se conmemora desde hace precisamente 11 años. Esta vez, aunque los tiempos no coincidieron, el homenaje se mantiene y se realizará desde mañana, teniendo como telón de fondo el momento histórico que vive el país.

“No se puede olvidar que la UP fue el resultado de unos acuerdos entre el Estado y las Farc y de un deseo de paz generalizado en los años 80. Por eso la conmemoración de este año tiene una carga especial, en el marco de los diálogos con las guerrillas. Hubo una experiencia fallida y al final la guerrilla no pudo desmovilizarse del todo y el resultado fue un sinfín de crímenes. Esto debe ser un llamado a que no se puede dilatar más ese paso necesario de las Farc a la vida civil y su posibilidad de hacer política por las vías democráticas”, asegura Alejandra Gaviria, historiadora de la Universidad Nacional, parte del equipo fundador del Centro de Memoria, Paz y Reconciliación e integrante del colectivo H.I.J.O.S.

Su padre, Francisco Gaviria, fue secuestrado el 10 de diciembre de 1987 por un grupo de hombres armados que se tomó a la fuerza las instalaciones de la cooperativa de trabajadores de la Siderúrgica de Medellín, en donde realizaba prácticas profesionales. Tenía entonces 32 años, era estudiante de comunicación social de la Universidad de Antioquia, líder estudiantil, militante del Partido Comunista y de la Unión Patriótica. Un día después apareció muerto en un paraje del municipio de Envigado.

Por eso, Alejandra conoce la importancia de la conmemoración de este día, más aún cuando en Colombia se siente de nuevo un clamor de paz: “A la sociedad no se le puede olvidar lo que pasó con la UP y esto es en últimas un llamado para que el Gobierno cumpla con sus compromisos y dé garantías a ese movimiento que de las Farc va a hacer el tránsito a la vida democrática. Este país no aguanta una experiencia más como la de la UP”.

Y es con ese mensaje de fondo que hoy se realizará la Marcha Por la Dignidad de las Víctimas, que este año se unirá a la Movilización Nacional por la Paz. Sobrevivientes y familiares de víctimas provenientes de por lo menos 20 regiones del país se darán cita desde las 10:00 a.m. en alrededores de la Torre Colpatria en Bogotá, desde donde caminarán hasta la Plaza de Bolívar sosteniendo banderas blancas en señal de respaldo a los acuerdos de La Habana.

La marcha hace parte del encuentro conmemorativo organizado por la Corporación Reiniciar y la Coordinación Nacional de Víctimas y Familiares, que realizará jornadas de reflexión y espacios de discusión hasta el próximo sábado. La instalación oficial del evento se llevará a cabo mañana a las 8:30 a.m. en el Centro de Convenciones Gonzalo Jiménez de Quesada y estará a cargo de la directora de Reiniciar, Jahel Quiroga Carrillo.

“Esta fecha es para nosotros la oportunidad de reunirnos como sobrevivientes. En esta oportunidad el eje central será la paz, con un ingrediente adicional: el reciente reconocimiento, por parte del Estado, de la responsabilidad en el exterminio de la UP”, asegura Aída Avella, presidenta del partido. A su juicio, lo sucedido debe servir de experiencia para entender la importancia de la salida negociada del conflicto: “La paz es una necesidad para Colombia y con todo lo que hemos sufrido seguimos creyendo que la solución al conflicto tiene que ser por la vía pacífica. Que nunca más nadie tenga que sufrir lo que nos tocó a nosotros”.

Durante la conmemoración se realizará también un ejercicio simulado de comisiones de la verdad en el que sobrevivientes de las masacres de El Golazo, Remedios y el corregimiento de Tie (Antioquia), la sede de la Juco (Medellín), La Plata (Huila), Gallera de Piñalito y Caño Sibao (Meta), y las dos ocurridas en el corregimiento de Estados Unidos (Cesar), contarán sus testimonios ante expertos que harán el rol de comisionados.

“En Colombia se viene pidiendo desde hace por lo menos 30 años que se cree una comisión de la verdad y para las víctimas fue un triunfo que así quedara dispuesto en los acuerdos de La Habana. La idea de hacer un simulacro es para preparar y ayudar a muchas víctimas que nunca han podido ir donde una autoridad a dar su testimonio. El propósito es recopilar el material que puede servir para esa comisión y que la gente pierda el miedo y entienda que su historia es fundamental. En últimas son ellas quienes más datos tienen sobre lo que ha sucedido, por eso tienen que posicionarse”, explica Alejandra Gaviria, quien acompañará el ejercicio en calidad de comisionada.

Con ella participarán Alejandro Valencia, asesor general de la Comisión de Verdad de Ecuador y director del Equipo Especial de Investigaciones de la Comisión de Guatemala; la abogada Claudia Mejía, directora de Sisma Mujer, y Eric Sottas, director de la Organización Mundial contra la Tortura. La conmemoración concluirá el sábado con el Encuentro Nacional de Coordinaciones Regionales de las víctimas y familiares del genocidio.

Fuente - Marcela Osorio Granados/El Espectador:  http://colombia2020.elespectador.com/politica/la-voz-de-los-sobrevivientes-de-la